VITRAL DE OTAZU

"Una aventura en el tiempo"

- Carlos Cruz-Diez -

VITRAL DE OTAZU DE CARLOS CRUZ-DIEZ

Desde la añada de Vitral de Otazu 2013 hasta el año 2042, esta edición se destaca como la más especial y limitada de Otazu. Conocido como ‘Cromointerferencias de Otazu’, este proyecto narra la historia de transformación de un vino en una obra de arte gracias a Carlos Cruz-Diez.

El artista diseñó una etiqueta única para cada año de este vino durante 30 años, creando así una caja con la que crear una obra de arte, ya sea en su versión de 1 botella o en el estuche de 3 botellas.

Dado que se trata de una obra de arte en la que tanto la botella como la caja fueron diseñadas por el Maestro, ambas llevan su firma, numeración y cuentan con un certificado de autenticidad. Una fusión excepcional de vino y arte.

OBRA DE 1 BOTELLA

El estuche de 1 botella, al cabo de 30 años, se convertirá en una obra de arte construida por uno mismo.

OBRA DE 3 BOTELLAS

Separadas del estuche, las Cromointerferencias se pueden, con un sistema especial de imanes, montar en la pared siguiendo un patrón concebido por el Maestro venezolano. Después de 30 años, el resultado es una obra compuesta por 30 cristales triangulares que admite millones de posibilidades únicas.